La Prelatura de Moyobamba

Iglesia católica en la selva amazónica de la Región San Martín (Perú)

Archivos en la Categoría: Vídeos

VIDEOCATEQUESIS: Evangelio del domingo 25 de febrero, II de Cuaresma, ciclo B

TE LO DIGO CANTANDO (Luis E. Ascoy)

Evangelio del domingo I de Cuaresma, 18 de febrero de 2018


San Marcos 1,12-15

En seguida el Espíritu lo llevó al desierto, donde estuvo cuarenta días y fue tentado por Satanás. Vivía entre las fieras, y los ángeles lo servían. Después que Juan fue arrestado, Jesús se dirigió a Galilea. Allí proclamaba la Buena Noticia de Dios, diciendo: “El tiempo se ha cumplido: el Reino de Dios está cerca. Conviértanse y crean en la Buena Noticia”.

COMENTARIO

por Mons. Rafael Escudero López-Brea
obispo prelado de Moyobamba

En aquel tiempo, el Espíritu llevó a Jesús al desierto”.

En el evangelio de este domingo contemplamos a Jesús, lleno del Espíritu y llevado por Él al desierto, para prepararse a su ministerio público.

El Espíritu no está simplemente sobre Jesús, sino que lo llena, lo penetra, lo invade en su ser y en su obrar. El Espíritu es el principio de la consagración y de la misión del Mesías. Por la fuerza del Espíritu, Jesús pertenece total y exclusivamente a Dios, participa de la infinita santidad de Dios que lo llama, elige y envía. El Espíritu del Señor ha consagrado a Cristo y lo ha enviado a anunciar el Evangelio.

Este mismo Espíritu del Señor está también sobre todos y cada uno de nosotros, Pueblo de Dios, constituido como pueblo consagrado a Él en el bautismo y enviado por Él al mundo para anunciar el Evangelio que nos salva. Todos los miembros del Pueblo de Dios somos marcados por el Espíritu y llamados a la santidad. Leer más de esta entrada

Los cinco consejos de Papa Francisco para la Cuaresma 2018


hs_cuaresma_2018

El Papa da pistas para acabar con los “profestas estafadores” y evitar que el amor “se enfríe”, además de revitalizar la llamada eclesial a la oración, la limosna y el ayuno.

Una cita del Evangelio de Mateoque sitúa a Jesús en el Monte de los Olivos –“Al crecer la maldad, se enfriará el amor en la mayoría”- es el punto de partida para el Mensaje de Cuaresma 2018 del Papa. Francisco lanza cinco propuestas a los cristianos para que no se apague “la caridad en los corazones”, consciente además de que “el corazón de Dios no se apaga”.

1. Alerta ante los profetas estafadores

El Papa pide estar alerta ante los “falsos profetas” que hoy se esconden detrás de quienes ofrecen “un placer momentáneo, al que se le confunde con la felicidad”: la ilusión del dinero, el falso remedio de la droga, las relaciones de usar y tirar, la vanidad que se esconde tras la mentira y confunde el bien y el mal… ¿Consejo del Papa para evitar a estos encantadores de serpientes? “Aprender a no quedarnos en un nivel inmediato, superficial, sino a reconocer qué cosas son las que dejan en nuestro interior una huella buena y más duradera, porque vienen de Dios”.

2. Evita que el amor se enfríe

Francisco pregunta a los creyentes: “¿Cómo se enfría en nosotros la caridad?”. Y señala algunas respuestas, entre las que se encuentra “el rechazo de Dios” que deviene en una violencia con consecuencias inmediatas: rechazar también al “niño por nacer, el anciano enfermo, el huésped de paso, el extranjero, así como el prójimo que corresponde a nuestras expectativas”. Esta frialdad también se traduce para Francisco en dejadez en el cuidado de la creación y la falta del “entusiasmo misionero” en las comunidades eclesiales.  En este punto, Jorge Mario Bergoglio recuerda los efectos de este estado de congelación: “la acedia egoísta, el pesimismo estéril, la tentación de aislarse…”.

3. Más tiempo de oración

El Papa argentino apunta cómo la Iglesia en esta Cuaresma propone “el dulce remedio de la oración” como la vía para hacer que “nuestro corazón descubra las mentiras secretas con las cuales nos engañamos a nosotros mismos”. Para Francisco, solo desde ese silencio orante se puede encontrar “finalmente el consuelo de Dios”. Por eso, invita a toda la Iglesia a participar en la iniciativa “24 horas con el Señor” que se celebrará el 9 y 10 de marzo y que se centrará en el Sacramento de la Reconciliación.

4. La limosna como estilo de vida

“¡Cuánto desearía que la limosna se convirtiera en un auténtico estilo de vida!”. Este deseo del Papa lo expresa con el convencimiento de que la limosna “nos libera de la avidez y n os ayuda a descubrir que el otro es mi hermano: nunca lo que tengo es solo mío”. Así, insta a los creyentes a “compartir nuestros bienes” como los apóstoles.  “Cada limosna es una ocasión para participar en la Providencia de Dios hacia sus hijos”, apostilla.

5. Un ayuno que despierta

El Papa recomienda dar sentido a la tradicional práctica del ayuno en Cuaresma como un gesto que “debilita nuestra violencia, nos desarma, y constituye una importante ocasión para crecer”. De esta manera, está convencido de que ayuda a todo cristiano a experimentar “lo que siente aquellos que carecen de lo indispensable y conocen el aguijón del hambre”. ¿Consecuencia inmediata? “El ayuno nos despierta, nos hace estar más atentos a Dios y al prójimo”, apostilla con un recordatorio final: “Dios es el único que sacia nuestra hambre”.

 

Capilla de adoración eucarística en directo (online/en vivo)

CATEQUESIS DEL PAPA FRANCISCO 14 DE FEBRERO 2018


En su catequesis de la Audiencia General de este miércoles 14 de febrero en la Plaza de San Pedro del Vaticano, el Papa Francisco animó a rezar con fe, pues “todo es posible para el que pide con fe”, e invitó a aquellos que no tienen una fe suficientemente fuerte a rezar con esta fórmula: “Creo, Señor. Pero aumenta mi poca fe”. “Recordemos, de hecho, cuanto nos ha dicho el Señor Jesús: ‘Si permanecéis en mí y mis palabras permanecen en vosotros, pedid lo que queráis y será concedido’”, subrayó. El Santo Padre continuó con las catequesis sobre la Santa Misa. En esta ocasión, reflexionó sobre el Credo y la Oración de los fieles. El Credo “manifiesta la respuesta común de la asamblea a todo lo que se ha escuchado de la Palabra de Dios. Existe un nexo vital entre la escucha y la fe. De hecho, ésta no nace de la fantasía de mentes humanas, sino que, como recuerda San Pablo, ‘viene de escuchar la Palabra de Cristo’. La fe se alimenta, por lo tanto, de la escucha, y conduce al Sacramento”. “De esa manera, el rezo del Credo hace que la asamblea litúrgica vuelva a meditar y a profesar los grandes misterios de la fe antes de la celebración eucarística”. Destacó el vínculo existente entre el Credo y la liturgia de la Palabra, y afirmó que “la escucha de las lecturas bíblicas, prolongadas en la homilía, responde al derecho espiritual del pueblo de Dios a recibir con abundancia”. Tras reflexionar sobre el Credo, el Papa habló también sobre la Oración de los fieles: “La respuesta a la Palabra de Dios acogida con fe se expresa después en la súplica común denominada ‘Oración universal’, porque abraza las necesidades de la Iglesia y del mundo”. “Tras las intenciones particulares, propuestas por un diácono o por un lector, la asamblea une su voz invocando: ‘Escúchanos, o Señor’, o con una súplica similar. Esta es la oración que los fieles elevan a Dios, confiando en que serán escuchados en las peticiones que presentan, por el bien de todos, según su voluntad”. En el vídeo superior se visualiza y escucha la catequesis traducida al español y la síntesis que el Santo Padre ha hecho en nuestro idioma.

CUANDO PIERDES (Padre Sam)

VIDEOCATEQUESIS: Evangelio del domingo 18 de febrero, I de Cuaresma, ciclo B

CANCIONERO CATOLICO

Ángelus del Papa Francisco: 11 de febrero de 2018

Evangelio del domingo VI del tiempo ordinario, 11 de febrero de 2018


San Marcos 1,40-45

Entonces se le acercó un leproso para pedirle ayuda y, cayendo de rodillas, le dijo: “Si quieres, puedes purificarme”. Jesús, conmovido, extendió la mano y lo tocó, diciendo: “Lo quiero, queda purificado”. En seguida la lepra desapareció y quedó purificado. Jesús lo despidió, advirtiéndole severamente: “No le digas nada a nadie, pero ve a presentarte al sacerdote y entrega por tu purificación la ofrenda que ordenó Moisés, para que les sirva de testimonio”. Sin embargo, apenas se fue, empezó a proclamarlo a todo el mundo, divulgando lo sucedido, de tal manera que Jesús ya no podía entrar públicamente en ninguna ciudad, sino que debía quedarse afuera, en lugares desiertos. Y acudían a él de todas partes.

COMENTARIO

 

por Mons. Rafael Escudero López-Brea
obispo prelado de Moyobamba 

El milagro de la curación del leproso es uno de los más famosos obrados por Jesús en esta evangelización de Galilea. La lepra era un mal terrible, que se atribuía a un especial castigo de Dios, el enfermo quedaba excluido de la comunidad religiosa y de la sociedad. Así el leproso sufría doblemente, su cuerpo se deshacía poco a poco y era repudiado por los demás. Por eso en la realización de este milagro aparece una particular prueba de la misericordia entrañable y del poder divino de Jesús. Leer más de esta entrada

APOLOGETICA CATÓLICA ¿ La idolatría de los Católicos ?


Qué dice realmente la biblia acerca de las imágenes Religiosas? En estos vídeo se explica claramente con la Palabra de Dios que Nosotros los Católicos Adoramos Solamente a Dios y Veneramos las imágenes de los Santos. Además se aclaran citas Bíblicas como Éxodo 20:4, Salmos 115:5, entre muchos otras, que muchos hermanos separados que protestan contra la Iglesia de Cristo las cambian a su conveniencia.

A %d blogueros les gusta esto: